miércoles, 17 de abril de 2013

Esa mano...

muevo una mano
y soy responsable
de la mano que muevo,
muevo a la gente
y soy responsable
de la gente que muevo,
por qué tanto dolor
en el costado izquierdo
por qué tanta tristeza
en el monte de
los olivos,
por que calles oscuras,
por qué rincones muertos,
por qué soy responsable
 sin haberlo querido...
por qué, pibe, por qué...
muevo una mano
y soy responsable
de la mano
que muevo!
lidia-la escriba         imagen prestada          

10 comentarios:

roberto dijo...

Lidia, hay responsabilidades que a veces sobrepasan nuestra inocente credibilidad, no somos culpables, nuestra mano actúa con naturalidad ya que naturalmente somos incrédulos que pueden hacernos daño o mentirnos. No somos culpables, solamente lo son los que no quieren ver nuestra sonrisa cuando salimos y vemos el sol que nos dá un nuevo día.

Un afectuoso abrazo.

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

Gracias Lidia, tus versos son con identidad propia.
Hemos actuar con responsabilidad para permanecer con vida y eso debe de ser para un bien común. Cuando se pierde la unidad de la personalidad, aparece el desequilibrio y hacemos daño a propios y extraños.
Gracias Lidia, espero que estés bien.
Un gran beso
Sor.Cecilia

atlantida dijo...

Hay manos que se mueven con irresponsablemente con crueldad y desamor, pero hay otras que que intentan cambiar el mundo con una luz de esperanza.

Me gusto leerte, saludos y mi abrazo.

roberto dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Marina-Emer dijo...

Me gusto mucho lo que te dice Sor Cecilia sobre tus versos que son de identidad propia y es verdad son tu sello y te admiro.
gracias querida amiga por ser y estar cerca de mi como yo de ti que a veces vengo por gusto de saber asi de ti.
eres muy cariñosa y te mereces mi cariño siempre.
besitosssssssssssssssssssssssssss
Marina

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Hola querida Lidia.
Un Poema, un pregunta por qué, tanto dolor.
Un beso con cariño, Montserrat

La Gata Coqueta dijo...


Hoy quiero que tu mañana
sea tan bella melodía
como la luz de la armonía...
✷ ✷

Un abrazo soñando
y un beso amando,
el fin de semana
que ya nos ha llamado
a la placidez y el descanso...
✷ ✷

Atte.
María Del Carmen


Nela dijo...

Hola, antes que nada, decirte que para mí es una honor que te hayas pasado por mi blog y podamos compartir, lo que escribimos, aunque sean cosas tan distintas.
Lo segundo, pedirte disculpas, por haber tardado en responder a tu comentario (aún no lo he hecho en el blog), porque no llevo las respuestas y las publicaciones al día, ya que estoy un poco liada y además soy un poco vaga (bueno, un poco mucho, jajjaja), Que sepas que en ningún momento me has ofendido, todo lo contrario, me llena de orgullo recibir gente en el blog, porque en un mundo tan inmenso como Internet, que alguien mi visite, es un lujo tremendo y tu visita es un lujo para mí. En mi blog, todo el mundo es bien recibido, mientras sea respetuoso con la gente que mi visita y tú eres una persona tremendamente respetuosas y con una grn sensibilidad, tal y como se desprende de lo que escribes.
Que sepas que te considero, desde ya, una amiga y que sepas también que son un poco desastre con los tiempos en contestar y si no preguntale a Sor Cecilia, que me conoce bien.
Quiero que deseches totalmente esa idea, de que me hayas molestado, ni tú ni nadie molesta en mi blog.
Me encanta como escribes, yo no sé de poesía ni de convertir las palabras en algo maravilloso, como haces tú, pero si se decir que tanto tú como los que llegan a mi blog, hacen que me sienta grande muy grande en amigos y eso es la mayor riqueza del mundo.
Un beso enorme
Nela

Adoyma dijo...

Sabés? Esa viciosa y puta retorcida que es la vida, nos da, algunas veces la oportunidad de mover las manos, y aún siendo responsables de ello, nos sentimos gozosos por la libertad de poder hacerlo.
Un abrazo Lidia.

RosaMaría dijo...

Una encubierta protesta y muy necesaria reflexión! Aunque no es tu propia mano, ni la mía las que actúan desde la sinrazón. Palabras muy sentidas. Saludos.